Desde Google desean mejorar la ortografía y gramática de los correos que se envían por medio de GSuite, de modo que han comenzado a aplicar una serie de cambios que mejoran la forma en que los usuarios pueden acceder a este tipo de correcciones, simplificando y automatizando muchísimo en este aspecto.

En principio, los usuarios ya no tendrán que solicitar de modo manual que se corrijan sus textos, la comprobación se irá haciendo de forma automatizada al mismo tiempo que van redactando, ofreciendo sugerencias cuando se cometen errores de ortografía o gramática.

Sí, no solo corregirá ortografía, sino también gramática, el primer caso se irá indicando con un subrayado rojo, el segundo, con uno azul, de forma similar a como ocurre en las principales soluciones de ofimática, ofreciendo sugerencias a modo de acceso rápido para corregir rápidamente estos errores.

Además, si corriges una palabra o frase y luego te das cuenta de que en verdad no se trataba de un error, siempre podrás revertir los cambios con tan solo un click. Esta técnica funcionará a base de inteligencia artificial, pero de momento solo estará disponible en idioma inglés, aunque esperamos que próximamente sea lanzado para otros idiomas.

Para finalizar, destacar que por defecto comenzará a aparecer de forma activa, de modo que si quieres desactivarla porque consideras que está siendo una distracción o simplemente piensas que están violando de algún modo tu privacidad, entonces siempre podrás desactivarla, y lo interesante es que se ha modularizado, para que puedas activar o desactivar las funciones una a una: autocorrección, ortografía y gramática.